Los miedos desaparecen cuando te abraza la persona correcta

Era mediados de enero y estábamos disfrutando de unas merecidas vacaciones en Nueva York cuando una noche al llegar al hotel vi su solicitud. Una semana más tarde, por fin nos conocimos en el estudio.

A Miriam & Laura además de otras muchas cosas, les une su pasión por viajar y recorrer el mundo siempre que el tiempo se lo permite y como no podía ser menos, su boda debía tener un toque viajero.

Si algo tenían claro, era formar parte de los preparativos y durante 4 meses, trabajaron duro para encargarse personalmente de muchos detalles, como la barra para las bebidas que construyeron con listones de madera.

El seating, además de inspiración viajera, tenía pequeñas anclas de ahí que cada invitado tuviera en su asiento, un barquito de papel con su nombre, ideado por las chicas. Otra cosa que no podía faltar era una parejita de clicks Playmobil que trajimos de Alemania, no sólo porque se ha convertido con el tiempo en nuestro sello de identidad sino porque así fue como Laura, buscando en internet, dio con nosotros.

Las chicas estaban preciosas, muy nerviosas pero contentas y muy felices que llegara el día, tras más de diez años juntas. Miriam eligió un vestido de corte romántico, con mangas de plumeti y Laura, por su parte, un mono ajustado con una capa sobre cada hombro y espalda descubierta. Pero, ¿para qué contarlo si lo podéis ver? ¡Bienvenidos a la boda de M+L!

También formaron parte de esta boda:

Localización: La Kasa de Guía | Catering: Caja de sabores | Fotografía: Ayoze Ojeda | Decoración: La Sal | Maquillaje: Gran Canaria Make Up | Sonido e iluminación: Sonora